Mutua MMT Seguros nace en Madrid en 1932 como sociedad de seguros a prima fija especializándose desde el principio en el sector de los vehículos. Una peculiaridad de esta compañía es que el cliente es al mismo tiempo mutualista y cliente, esto implica una gran claridad en la gestión y sobre todo una completa transparencia, que efectivamente se reflejan en la realidad.

Con la posibilidad de distribuir los riesgos asumidos entre otras empresas de seguros y reaseguros se consigue la homogeneidad cuantitativa de los mismos, más fácilmente controlable y llevada a la práctica que la cualitativa, pues se basa en otro principio fundamental para la empresa aseguradora, el principio de distribución o división de los riesgos, indicado en forma general anteriormente pero que se concreta en que para la empresa es preferible (en condiciones normales y uniformes) suscribir un gran número de contratos con una elevada suma asegurada (pues en este caso las desviaciones son mayores). Sin embargo, por las razones antes expuesta, la sola aplicación de este principio es insuficiente, dado el grado de heterogeneidad de las sumas aseguradas y la diversidad de los riesgos asumidos, y además no puede generalizarse a todas las empresas, pues también dependerá del volumen del negocio, de su patrimonio, del importe o montante de reservas o provisiones técnicas constituidas, y del control (reducción de las desviaciones) de su riesgo técnico-asegurador en definitiva.
En pleno siglo XXI parece ser que la antigua regulación del 1980 se ha quedado corta es decir la ley 50 de 1980 del Contrato de Seguro. Es así que se ha ampliado la regulación de la materia por lo que surgió la Directiva 2016/97 (IDD) que regula la distribución de seguros y reaseguros, por lo que se planteó un anteproyecto de Ley de Distribución de seguros y reaseguros privados, por ello el legislador estatal ha aprobado el proyecto de ley 121/000022 para regular la materia. Sin embargo actualmente en España la ley de referencia es Ley 50/1980, de 8 de octubre, específicamente en sus artículos 25 a 33. Desde la perspectiva del artículo 25 de la Ley 50/1980 el interés es un elemento esencial del contrato, sin interés el contrato deviene nulo. Prueba de ello es la Sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid Nº197/2015, Audiencia Provincial de Madrid, Sección 21, Rec 365/2014 de 26 de mayo de 2015.
Regla de anticipación (rule of anticipation) - Este método es similar a la Regla del 78 en el cual la prima no devengada toma en consideración el hecho de que se necesita más cobertura de seguro durante los meses iniciales del préstamo, ya que el saldo del préstamo es más grande. Al ir saldando el préstamo, menos cobertura de seguro se necesita, por lo que el porcentaje de reembolso disminuye.
“Nuestra encuesta es una gran herramienta para ayudar a disminuir la ansiedad al preguntarse si hay algo que sea mejor y que uno pueda estar perdiéndose”, dice Jennifer Shelton, jefa de edición de Insure.com. “Usted podrá pedirle recomendaciones a cinco o seis familiares o pasar horas en línea o en el teléfono. Le hemos preguntado a más de 3,700 personas, y a simple vista, usted puede tomar la mejor determinación para sus necesidades”.
×