· Cookies analíticas: Cada vez que un Usuario visita un servicio, una herramienta de un proveedor externo (concretamente Google Analytics, Comscore y similares que podrán añadirse a este listado en caso de que varíen en relación con los actuales) genera una Cookie analítica en el ordenador del usuario. Esta Cookie que sólo se genera en la visita, servirá en próximas visitas a los Servicios de la Web para identificar de forma anónima al visitante. Los objetivos principales que se persiguen son:
Reviews.com makes money through affiliate partner links: If you click on a link, we may earn a commission. Our writers and editors create all reviews, news, and other content to inform readers, with no influence from our business team. Learn more about how we make money. We take pains to ensure our site is accurate and up to date, but some information might be different than what you find by visiting a vendor website. All products are presented without warranty.
El Tribunal Supremo español ha fijado que una cláusula lesiva o cláusula abusiva, es aquella “que reduce considerablemente y de manera desproporcionada el derecho del asegurado, vaciándolo de contenido, de manera que es prácticamente imposible acceder a la cobertura del siniestro”. En definitiva, aquellas cláusulas que impiden la eficacia de la póliza.4​

Hay tres nociones que se aplican en tanto a la valorización del interés. El valor inicial se refiere al momento de la formalización del contrato y este puede ser igual durante toda la duración del contrato. El valor final, es aquel inmediatamente anterior al siniestro y viene fijado por el artículo 26 de la Ley 50/1980. El valor final es muy importante a la hora de determinar la indemnización. Sin perjuicio de las reglas de artículo 28 anteriormente mencionadas, aquí en este caso rige la voluntad de los contratantes con el límite en el artículo 1255 CCE y el enriquecimiento injusto. El valor residual, es el valor de la cosa en el momento que se ha producido el siniestro. Teniendo esto en cuenta, el valor que el tomador le atribuye a los bienes se denomina suma asegurada, y se encuentra ligada con el interés asegurable.
Las Cookies, en función de su permanencia, pueden dividirse en “Cookies de sesión” o “persistentes”. Las primeras expiran cuando el usuario cierra el navegador. Las segundas expiran en función de cuando se cumpla el objetivo para el que sirven (por ejemplo, para que el usuario se mantenga identificado en los Servicios) o bien cuando se borran manualmente.
Suena mal, pero las compañías de seguros viven de esto, y el dato preocupante para estos es que en 2020 perderán cerca de 20.000 millones de euros por culpa de los coches equipados con estos asistentes. Las compañías de seguros de coche al final y al cabo son empresas que necesitan dinero, por lo que en la mayoría de casos intentarán lavarse las manos. Por ejemplo, en caso de que se produzca una inundación o una riada, ¿Sabes lo que cubre el seguro?

La legislación obliga a que la relación entre las aseguradoras y sus asegurados sea transparente, desterrando la anteriormente famosa "letra pequeña". Por ello, tanto la prohibición de las cláusulas lesivas como la regulación de las cláusulas limitativas y las cláusulas delimitadoras suponen una protección para los asegurados. Para evitar los abusos y proteger sus derechos, se exige que en su redacción, las cláusulas limitativas y las cláusulas delimitadoras cualificadas estén especialmente resaltadas. Para ello, deberán figurar en la póliza en negrita o en un color o tipo de letra diferente a la del resto de cláusulas o, incluso, para su correcta notoriedad, estar separadas físicamente del resto del clausulado. Además, las cláusulas limitativas deberán ser firmadas expresamente por el asegurado, para que quede constancia de su reconocimiento y aceptación (lo que suele denominarse “segunda firma”). El asegurado deberá recibir una copia de todas las cláusulas que configuran el contrato.

- Mantener al usuario identificado de forma que, si cierra un servicio, el navegador o el ordenador y en otro momento u otro día vuelve a entrar en dicho servicio, seguirá identificado, facilitando así su navegación sin tener que volver a identificarse. Esta funcionalidad se puede suprimir si el usuario pulsa la funcionalidad “cerrar sesión”, de forma que esta Cookie se elimina y la próxima vez que entre en el servicio el usuario tendrá que iniciar sesión para estar identificado.


El contrato de seguro es el acuerdo por el cual una de las partes, el asegurador, se obliga a resarcir de un daño o a pagar una suma de dinero a la otra parte, tomador, al verificarse la eventualidad prevista en el contrato, a cambio del pago de un precio, denominado prima, por el tomador. El contrato de seguro puede tener por objeto toda clase de riesgos si existe interés asegurable, salvo prohibición expresa de la ley.

Sobreseguro, infraseguro.- El riesgo asegurado no puede ser notablemente superior o inferior al del valor real de la cosa o interés asegurado (suma asegurada), de forma que es esencial una prudente valoración del objeto asegurado. En el primer caso (sobreseguro) producido el siniestro, la aseguradora sólo indemnizará el daño hasta el valor real de la cosa, aunque el asegurado fuera mayor. En el caso de infraseguro, la Cía. indemnizará en la misma proporción en la que cubría el interés asegurado: si la cosa valía 1000 € y se aseguró en 500, causándose un daño de 500, indemnizará la mitad del mismo: 250 €. Se aplica en estos casos, la cláusula denominada "Proporción Indemnizable". Esta cláusula se aplica para todo tipo de seguros, a excepción de aquellos denominados como seguros a primer riesgo.


El tomador es la persona natural o jurídica «que contrata y suscribe la póliza de seguro, por cuenta propia o de un tercero, asumiendo las obligaciones y derecho en la LCS. se establecen» busca trasladar un determinado riesgo a un tercero (empresa aseguradora) a efecto de que le sean resarcidos a él o a un tercero los daños o perdidas que puedan derivar del acaecimiento de un suceso incierto a la fecha del contrato de seguro. Con tal objeto deberá abonar una retribución (prima) al asegurador.
El tomador es la persona natural o jurídica «que contrata y suscribe la póliza de seguro, por cuenta propia o de un tercero, asumiendo las obligaciones y derecho en la LCS. se establecen» busca trasladar un determinado riesgo a un tercero (empresa aseguradora) a efecto de que le sean resarcidos a él o a un tercero los daños o perdidas que puedan derivar del acaecimiento de un suceso incierto a la fecha del contrato de seguro. Con tal objeto deberá abonar una retribución (prima) al asegurador.

Este último punto es crítico. Por ejemplo, los sensores y las cámaras de aparcamiento suelen estar instalados en los paragolpes y parabrisas del coche, por lo que son muy sensibles a golpes. Por esta razón, el coste de una reparación incluso por un pequeño accidente se puede llegar a duplicar. “Ya no existen paragolpes de 300 euros, sino que arreglar uno ya se acerca a los 1.500”, afirmaba el vicepresidente ejecutivo de una gran aseguradora”.


En el caso de un desastre, es vital que obtengas la cantidad correcta de cobertura, pues eso es lo que pagará por las reparaciones y/o una reconstrucción completa. Los límites de cobertura para pertenencias personales y otras estructuras están relacionadas con la cantidad de cobertura en tu casa, por lo que tendrás una mejor protección para toda tu propiedad si elevas el límite de la póliza para tu casa. "Si tienes una hipoteca, tu prestamista solo puede exigirte que compres una póliza con suficiente cobertura para proteger tu intereses, especialmente si tienes un saldo bajo", dice Christina Moore, vicepresidenta ejecutiva y vicepresidenta de administración de riesgos de SWBC. "Pero en el caso de una pérdida sustancial o total, el costo de la reconstrucción de tu propiedad podría ser mucho más, lo que te dejaría con gastos de bolsillo potencialmente grandes".
Si te encuentras en búsqueda de negociaciones, Liberty Mutual puede ser un buen lugar para buscar un seguro para propietarios de casas. Ofrece una larga lista de descuentos, que incluye compañías líderes como State Farm, Allstate y Nationwide, que incluyen algunas opciones difíciles de encontrar y que nos gusta que la ofrezcan para el beneficio de sus clientes. Por ejemplo, Liberty Mutual es una de las dos compañías en nuestra lista, junto con Hartford, que te harán un buen precio si aseguras tu casa por el 100% de su valor. Otros descuentos exclusivos incluyen ahorros para casas nuevas, casas con techos nuevos, compradores de seguros por primera vez y clientes que configuran el pago automático o el pago en línea.
Por otro lado, las cláusulas delimitadoras, (arts. 3 y 8.3 LCS) persiguen determinar o fijar los límites del riesgo asegurado (temporal, espacial o cuantitativamente), describiendo las garantías y coberturas otorgadas en el contrato. Aunque no suponen la limitación de los derechos del asegurado o perjudicado, sí pueden ser utilizadas por la compañía aseguradora para negar o reducir la indemnización. El Tribunal Supremo español ha señalado que estas cláusulas delimitadoras “concretan el objeto del contrato y fijan los riesgos que, en caso de producirse, hacen surgir en el asegurado el derecho a la prestación por constituir el objeto del seguro”. Es decir, una cláusula de este tipo tiene por fundamento concretar la naturaleza del riesgo e individualizarlo, al objeto de eliminar ambigüedades. Las cláusulas delimitadoras cualificadas (arts. 8.3 y 22.4 LCS) son aquellas que describen las “exclusiones y limitaciones” de cobertura, así como las que establecen “las condiciones y plazos de la oposición a la prórroga de cada parte o su inoponibilidad” y siempre que no limiten materialmente los derechos de los asegurados, ya que en este caso pasan a ser cláusulas limitativas.5​
El Tribunal Supremo español ha fijado que una cláusula lesiva o cláusula abusiva, es aquella “que reduce considerablemente y de manera desproporcionada el derecho del asegurado, vaciándolo de contenido, de manera que es prácticamente imposible acceder a la cobertura del siniestro”. En definitiva, aquellas cláusulas que impiden la eficacia de la póliza.4​

No obstante, además de todo ello hay una serie de elementos que no pueden faltar bajo ningún concepto en una póliza de este tipo. Así, por ejemplo, nos estamos refiriendo a los elementos formales que tienen que aparecer en ella. Este sería el caso de los datos personales del contratante y de la empresa aseguradora, la cuota del seguro y la duración del mismo o la naturaleza de los riesgos que son asegurados.

Desde el punto de vista jurídico, el riesgo viene a ser un elemento esencial del contrato y consiste en un acontecimiento incierto en cuanto al hecho mismo o en cuanto al momento de su realización, o respecto a la cuantía del efecto. El riesgo, según expone Garrigues, es la posibilidad de que por azar ocurra un hecho que produzca una necesidad patrimonial. Esta necesidad patrimonial puede ser concreta, como ocurre en los seguros contra daños; o abstracta, como ocurre en los seguros de personas o, mejor dicho, en los seguros de sumas, especialmente en el seguro sobre la vida.
Puntaje de crédito, ubicación, condición de plomería y electricidad, vulnerabilidad a daños por vientos / terremotos / inundaciones, historial de reclamos, costo de reemplazo, raza de perro, estufa de leña, negocio en el hogar, remodelación, límites de responsabilidad civil, puntaje de seguro, estado civil , antigüedad y construcción del hogar, trampolín o piscina o jacuzzi, estado del techo, proximidad a la estación de bomberos, pies cuadrados, número de habitantes, historial de reclamos del área, sistemas de seguridad y características de seguridad, etc.

El presente portal web recoge sus datos personales mediante formularios donde puede solicitarnos cualquier tipo de información, aclaración y/o duda. El envío de los mismos implica, con su consentimiento expreso en todo momento, la autorización para el tratamiento por parte de ARPEM NETWORK S.L. de dichos datos, cuando así se considere conveniente para la prestación de los servicios que solicite.
Periodo de prueba (free examination period) - También conocido como "los 10 días gratis para estudiar la póliza". Este es el periodo de tiempo, a partir de la fecha en que se entrega la póliza de seguro de vida o el contrato de anualidad, durante el cual el propietario de la póliza puede revisarla y regresarla a la compañía para que se le reembolsen por completo la prima inicial. Las pólizas variables de seguros de vida tienen que incluir una cláusula de "período de prueba". Para otras coberturas esto es a opción de la compañía.

Allstate tiene el segundo mayor número de opciones de aprobación adicionales de todos nuestros contendientes. Esos endosos adicionales son de bajo riesgo: seguro para equipos deportivos caros, instrumentos musicales o paisajismo. Cabe destacar la ausencia de opciones adicionales de cobertura para terremotos y robo de otras propiedades (vehículos, remolques, embarcaciones), pero las opciones que ofrece pueden ser valiosos si tienes pasatiempos caros o estás invirtiendo mucho dinero en renovar tu casa.


Esta página web, propiedad de ACIERTO.COM, utiliza cookies propias y de terceros con la finalidad de permitir la navegación, elaborar información estadística y analizar tus hábitos de navegación. Para poder usar todas las funcionalidades de la web deberás aceptar el uso de las mismas, puedes consultar nuestra política de cookies aquí.RECHAZARACEPTAR
- Mantener al usuario identificado de forma que, si cierra un servicio, el navegador o el ordenador y en otro momento u otro día vuelve a entrar en dicho servicio, seguirá identificado, facilitando así su navegación sin tener que volver a identificarse. Esta funcionalidad se puede suprimir si el usuario pulsa la funcionalidad “cerrar sesión”, de forma que esta Cookie se elimina y la próxima vez que entre en el servicio el usuario tendrá que iniciar sesión para estar identificado.

Coberturas de Robo: cubre los daños o la perdida del coche asegurado o partes de éste a consecuencia de una sustracción ilegítima. Se analizan las cantidades por las que indemniza cada póliza dependiendo de la antigüedad del vehículo, si el coche está cubierto en caso de hurto y si están incluidos en la cobertura los accesorios no declarados específicamente en la póliza.

La regla del 78 (Rule of 78) - Este es un método que se usa para calcular la prima no devengada; este método toma en consideración el hecho de que durante los meses iniciales del préstamo se necesita más cobertura de seguro, ya que el saldo del préstamo es más grande. Al ir saldando el préstamo, menos cobertura de seguro necesita, por lo que el porcentaje de reembolso disminuye.


USAA solo sirve a miembros de las fuerzas armadas de los Estados Unidos (tanto actuales como anteriores) y sus familias. Eso significa que la mayoría de los estadounidenses no podrán comprar un seguro de USAA, que es la única razón por la que está en la parte inferior de nuestra lista. En todos los demás aspectos, USAA tiene lo suyo. Recomendamos encarecidamente que cualquier persona con una afiliación militar solicite una cotización de USAA para su seguro de propietario.

Comparaencasa.com pertenece y es operado en Argentina por Comparaencasa S.A. ("Comparaencasa"), una sociedad anónima registrada en la Inspección de Personas Jurídicas con el número de CUIT 30-71076987-3 y Matrícula de Broker de Seguros registrada en La Superintendencia de Seguros de la Nación con el número 1336, con sede principal en Avenida Rafael Núñez 3612, Cerro Office, 2 Piso, Oficina 12, CBA, X5009CFQ, Argentina. Para entrar en contacto con nosotros podés dirigirte a nuestra página de contacto
×