La mayoría de las personas recibirán un mejor servicio con una póliza de seguro de vida a plazo. El seguro a plazo cubre durante los años más críticos; por ejemplo, mientras tienes una hipoteca o mientras pagas la educación de tus hijos. Este tipo de póliza solo se paga si es que falleces durante el período asegurado, pero la cobertura es increíblemente accesible, a menudo entre $10 y $20 por mes.
El interés asegurable, es el objeto de seguro. Consiste en la relación económica que existe entre el sujeto y el bien, el sujeto cuenta con la intención de proteger un determinado bien frente a posibles riesgos o eventos que puedan presentarse que lo llegaran a afectar, por lo que el interés recae sobre el valor económico que se tiene sobre el bien. En el derecho español no hay una definición legal expresa del concepto, no obstante, la doctrina lo define como la relación entre una persona y un bien amparado frente a un riesgo. El interés asegurado no es el objeto en sí mismo, sino el interés con el que cuenta el tomador en él. Este interés es subjetivo. El interés asegurable en ocasiones presenta problemas de cuantificación, si bien hechos como incendios, inundaciones, heladas si son cuantificables fácilmente, hay otros que presentan problemas. Un ejemplo de ello son los seguros de vida.
La mayoría de los seguros cubren los elementos materiales de nuestras vidas. Pero cuando se trata de seguros de vida, no pueden hacerse apuestas, sino tener certeza de tomar la mejor decisión. El seguro de vida es algo más que mitigar la molestia de daños materiales a un hogar o automóvil. Se trata de cuidar a la familia y los seres queridos en caso de lo impensable. Por lo tanto, es importante que hagas tu tarea para asegurar que estás obteniendo la mejor cobertura al precio correcto.
Igualmente, podrán ser tratados para mantenerte informado de nuestras novedades, siempre que no te hayas opuesto. Además, tus datos podrán ser comunicados a entidades socias de Rastreator, con la finalidad de proporcionarte el servicio de comparación o intermediación que hayas solicitado en cada momento. Puedes ejercer tu derecho de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, dirigiéndote por escrito a Rastreator al domicilio señalado o a datospersonales@rastreator.com. Para más información, visita nuestra Política de Privacidad.
×