Daños propios: este apartado cubre los daños sufridos por el vehículo asegurado, con independencia del culpable del mismo (p.ej. si el culpable del siniestro es el propietario del coche). El objetivo es comparar los seguros de automoviles en función de las indemnizaciones en caso de siniestro y si quedan cubiertos también los accesorios no declarados y el equipaje que hubiera en el coche en el momento del siniestro.
Una póliza con Allstate es mucho más que solo un seguro de auto. Es ayuda personalizada de agentes expertos, herramientas innovadoras — como Drivewise® — que te ayudan a seguir adelante y una cobertura de calidad en combinación a grandes ahorros. Obtén una cotización de seguro de auto (en inglés) y conoce porque 16 millones de hogares confían a Allstate con todas sus necesidades de seguro.
×